Covid19

Alianza Cívica denuncia las irresponsabilidades del régimen contra el sector educativo

La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia se solidarizó este lunes con el magisterio nacional en el “Día del Maestro”, y reconoció la labor de los docentes en plena pandemia del COVID-19.

“Nuestra solidaridad al profesorado nicaragüense. Nuestro total reconocimiento para maestros y maestras que tuvieron que convertirse en docentes virtuales de la noche a la mañana y han llevado la educación a muchos hogares nicaragüenses. Un abrazo hasta las comunidades del interior de nuestro país a los esforzados maestros y maestras comunitarias”, reza un comunicado de la Alianza.

La organización opositora aprovechó su reconocimiento a los maestros de Nicaragua, también para denunciar las irresponsabilidades del régimen de Daniel Ortega contra el sector educativo en plena pandemia en la que han fallecido al menos 30 profesores.

“Hoy nos solidarizamos con el magisterio nacional, agradecemos sus aportes, enseñanzas, ejemplos, dedicación, amor y sacrificios en la construcción de una nueva Nicaragua. Nuestra solidaridad a las familias de los maestros y profesores que han fallecidos víctimas del COVID-19 y para el personal que se encuentra batallando por su salud”, manifestó.

La Alianza Cívica recordó que a la fecha, el régimen Ortega-Murillo se ha negado a suspender las clases, establecer cuarentena, implementar un plan de prevención social y, que lejos de proteger, organiza actividades de aglomeración cada semana.

“Con la decisión irresponsable de no cerrar las escuelas públicas, expone a más de 45 mil docentes y 1.2 millones de estudiantes de más de 10 mil escuelas, en niveles básicos y bachillerato a nivel nacional. Desde que se confirmó el primer caso de COVID-19 en Nicaragua, el 18 de marzo, padres y madres de familia decidieron, dejar de enviar a sus hijos e hijas a clases, decisión responsable y aplaudible”, señaló.

La opositora agregó que el régimen de Ortega al no proteger al sector educativo, está atentando la estabilidad del sistema y la economía de miles de familias nicaragüenses.

Y que, a los 30 docentes fallecidos a la fecha, así como de centenares de trabajadores contagiados, se suma que los maestros no tienen acceso a las pruebas PCR, para saber si sufren el padecimiento, y cuando presentan los síntomas son enviados a reposo como si se tratara de una gripe común, mientras las clases continúan sin ser suspendidas.

“La situación de algunos docentes es crítica, ya que no siempre tienen acceso a agua potable, y el salario tampoco les permite comprar alcohol líquido o en gel de forma constante. La protección de nuestros docentes y personal educativo debe también ser una prioridad. También demandamos el cese a los despidos injustificados de maestros y maestras, quienes reconocemos la enorme deuda política y moral que tenemos hacia ellos como sociedad”, añadió.

La Unidad Sindical Magisterial sostuvo hoy que no hay nada que celebrar, puesto que los docentes sufren acoso, persecución o muerte, “hasta lo de la pandemia nos vino a arruinar la vida”, declaró Lesbia Rodríguez, presidenta de la Unidad Sindical Magisterial.

*Foto EFE

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Popular

To Top