CPDH abre oficinas en Costa Rica para brindarle atención a los nicas y ticos en ese país

La Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) abrió este viernes sus nuevas oficinas en San José, Costa Rica, con el objetivo de brindarle atención a los nicaragüenses exiliados ese país, incluso a los costarricenses que deseen presentar alguna denuncia de tipo laboral o por violaciones de derechos humanos.

Ya tenemos de inicio 600 denuncias que tramitar de ciudadanos nicaragüenses que pidieron la asistencia de CPDH. Estamos aquí también para recepcionar nuevas denuncias de ciudadanos que no pudieron hacerlo en Nicaragua. También vamos a conocer y tramitar denuncias de trabajadores nicaragüenses que tengan problemas de tipo laboral”, declaró el abogado Eugenio Membreño, representante legal de la CPDH en Costa Rica.

Membreño, que agradeció al gobierno y autoridades ticas por permitirles realizar los trámites correspondientes para instalar las oficinas de la CPDH en San José, agregó que la asistencia también es extensiva a los ciudadanos costarricenses.

Asimismo, solicitó al gobierno costarricense, a las autoridades competentes “que le apliquen todas las sanciones que correspondan al ciudadano oriental que agredió físicamente a dos trabajadoras nicaragüenses”.

De forma virtual, el abogado Marcos Carmona, secretario ejecutivo de la CPDH-Miami, sostuvo que su compromiso como institución “es seguir promoviendo y defendiendo los derechos humanos, vamos a seguir trabajando con nuestros hermanos nicaragüenses que están en el exilio, vamos a trabajar también con los ciudadanos costarricenses; y vamos a trabajar los temas como es la violencia intrafamiliar y sexual, la parte laboral, la parte migratoria, la parte de la recuperación física y emocional de nuestros compatriotas que han salido con mucha situación de estrés”.

Aquí seguimos defendiendo los derechos humanos, nos quisieron cerrar en Nicaragua, por más de 45 años la CPDH ha sido la voz de todos los nicaragüenses, la voz de los hombres y mujeres de prensa, y vamos a seguir documentando las reiteradas violaciones que se den no solo en Nicaragua, sino en Costa Rica e incluso también en Miami”, añadió Carmona.

La personalidad jurídica de la CPDH en Nicaragua fue cancelada por la dictadura Ortega-Murillo, el 19 de abril pasado.

MIGRANTES NICARAGÜENSES NO SON UNA CARGA PARA COSTA RICA

Oscar Cruz Morales, Secretario General de la Central de Trabajadores Costarricenses (CTC), quien estuvo presente en la apertura de la CPDH en San José, dijo a La Mesa Redonda que los nicaragüenses miembros de un sindicato de migrantes tienen “condiciones especiales” para trabajar y seguro social bajo la coordinación del Ministerio del Trabajo de ese país.

Cruz Morales aseguró también que los migrantes nicaragüenses no son una carga para Costa Rica; todo lo contrario, son quienes hacen los trabajos que conllevan esfuerzo y pagan cargas sociales por ley.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.