Dengue ataca con fuerza, pese a lucha en los hogares contra nubes de zancudos

*Por Voces en Libertad

En septiembre, los casos superaron hasta en 30% la cantidad de diagnósticos en ese mismo mes del año pasado. Ciudadanos recurren a las raquetas eléctricas, humeros naturales y espirales anti zancudos, mientras médicos recomiendan jornadas de limpieza.

Decenas de personas están hospitalizadas por dengue, como consecuencia de las nubes de zancudos que proliferan con libertad en los diferentes barrios de todo el país. 

El Ministerio de Salud del régimen dice en sus boletines epidemiológicos que hasta el 4 de septiembre de este año contabilizaban 47,432 casos sospechosos, casi el 30 por ciento más de los 36,626 que se registró en todo el 2021.

Desde raquetas electrónicas, humeros con hojas de eucalipto y romero, espirales anti zancudos, repelentes, hasta quema de cajillas de huevos es parte de las “armas” que están utilizando en casa los nicaragüenses para espantar a los mosquitos que transmiten el dengue. 

El epidemiólogo Leonel Argüello Yrigoyen, explica que los ciudadanos deben estar alerta a los síntomas de esta enfermedad que puede ser mortal. Señaló que la aparición repentina de fiebre muy alta, vómitos, dolor de cabeza severo, generalmente en la parte posterior de los ojos, si los músculos y las articulaciones se vuelven zonas dolorosos, hay desarrollo de erupciones cutáneas, fatiga, y sangrado leve por la nariz, el diagnóstico es seguro.  

Síntomas como los del Covid-19

Señala el especialista que los síntomas del dengue se parecen al Covid-19, porque ésta última puede dar similares malestares, excepto el dolor detrás de los ojos y el sangrado leve.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) detalla que el dengue es una infección vírica transmitida a los humanos por la picadura de mosquitos infectados.

Los principales vectores de la enfermedad son los mosquitos Aedes aegypti y, en menor medida, Ae albopictus. Estos mosquitos también son vectores de los virus de la fiebre Chikungunya, la fiebre amarilla y el Zika.

“La incidencia del dengue en el mundo ha aumentado enormemente, y actualmente alrededor de la mitad de la población mundial corre el riesgo de contraerlo. Se estima que hay entre 100 y 400 millones de infecciones cada año, si bien más del 80% de ellas son generalmente leves y asintomáticas”, cita en su sitio web la OMS.

Evitemos la proliferación de criaderos

Argüello Yrigoyen manifiesta que el dengue se da durante todo el año, ya que depende de los criaderos de agua limpia existentes para que la hembra ponga sus huevecillos y de que exista alguna persona enferma con el virus para que al picarlo, luego lo transmita a otro individuo sano.

En invierno, al haber más agua, proliferan los criaderos y cantidad de mosquitos por eso siempre se presentan más casos en dicha estación lluviosa”, explica.

¿Podemos controlar el Dengue? – preguntamos al epidemiólogo.

Lamentablemente el dengue se ha vuelto como parte de nuestra familia y es una enfermedad que ocurre con naturalidad, pero controlando un mosquito, evitamos seis enfermedades de una sola vez”, responde. 

El especialista comparte algunas herramientas preventivas contra el dengue.

Recuerda que el mosquito necesita criaderos de agua limpia.  “En ese sentido debemos evitar la basura y cualquier recipiente que pueda contener o almacenar este líquido y cambiemos cada 5 días, el agua de los floreros u otros recipientes. Hay que mantener tapado los depósitos donde almacenamos agua. Una tapa de gaseosa, una bolsa arrugada, o un hueco en el árbol, son algunos ejemplos de potenciales criaderos de zancudos”, menciona.

Aconseja que cada semana, con un cepillo de cerdas plásticas, especialmente en el nivel del agua, unos 3 centímetros arriba y debajo, hay que cepillar el recipiente. Recomienda que el monte cerca de casa se mantenga bajo y limpio.

Invite a sus hijos e hijas a divertirse haciendo control del vector, que aprendan a identificarlo en sus diferentes fases de desarrollo y cómo controlarlos. Así vamos creando una cultura de salud preventiva”, añade.

El especialista argumenta que el mosquito se convierte en adulto en una semana, vive un mes y pone hasta 1.000 huevos, que pueden mantenerse fértiles hasta por 13 meses y vuela 100 metros a la redonda. “Su menor población es durante el verano porque llueve menos, por lo tanto, la mayor lucha antivectorial es en ese momento y debe ser permanente, es como apretar un resorte, si lo sueltas, volverá a multiplicarse rápida y exponencialmente”, dice.

Tratamiento desde casa

El dengue puede manejarse desde casa, dando tratamiento según los malestares y no usando aspirina para no facilitar las hemorragias, lo único es que deben estar pendientes de los signos de alerta, dolor de estómago, sangrado de encías, empeoramiento de su enfermedad, desorientación”, añade Argüello, quien aclara que no hay un tratamiento específico para el dengue.

El dengue es una enfermedad que ataca a chicos y grandes y puede durar en el cuerpo no más de 15 días.

Tiempo de lluvias, tiempo de peligro 

El epidemiólogo nicaragüense Álvaro Ramírez, coincide con Argüello, con los cuidados que debe tener la población para evitar la proliferación de criaderos de zancudos.

Aclara que existen cuatro tipos de virus, pero es el número cuarto, el virus que puede producir el famoso dengue hemorrágico, con evidencias de sangrado en el cuerpo y que pueden ser sangrados generales, que requieren hospitalización.

Esto es importante ahorita con la lluvia porque se acumulan vertederos de agua, se acumulan sitios de almacenamiento de agua, sobre todo, en aquellos lugares donde el abastecimiento de agua es limitado”,  explica.

Llamó a que en este momento, todos los ciudadanos pongan de su parte para eliminar los vertederos de criaderos de zancudos y poner el ‘BTI’, que es el ingrediente que regalan las autoridades sanitarias para matar los criaderos de zancudos en las aguas limpias.

Para finalizar, advierte que, si alguien ha estado con fiebre y empieza a tener evidencias de dolor de cuerpo y sangrado, hay que ir al médico para detectar si es dengue.

Ramírez llama a la población a eliminar todos los criaderos de mosquitos, todos los sitios de llantas, botellas y maceteras donde se acumula agua, que sirve como el área apropiada para la reproducción del mosquito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.