Designación de Urrejola como Canciller es “buena señal” sobre la política de Boric hacia Ortega, dice analista político

Para el economista, escritor y analista político nicaragüense Francisco Larios, la designación de la abogada Antonia Urrejola como la nueva Canciller de Chile es una “buena señal” sobre la línea política que tendrá el nuevo gobierno de Gabriel Boric hacia el régimen de Daniel Ortega en Nicaragua.

En entrevista con La Mesa Redonda, Larios destacó que pese a todos los pronósticos de que Gabriel Boric sería un “aliado” del régimen de Ortega, por su afinidad “izquierdista” y “comunista”, el nombramiento de Urrejola, una fuerte crítica de la dictadura en Nicaragua y testigo presencial de las violaciones de derechos humanos y represión en el país, deja claro que “la realpolitik va más allá de los membretes”.

Hasta el momento pareciera ser que la inclinación del nuevo gobierno chileno –que es un gobierno legítimamente electo—es no apoyar al déspota de Nicaragua y la elección de una cancillera que hasta el momento –en los hechos—ha demostrado estar preocupadísima por los derechos humanos es otra buena señal”, dijo Larios.

El analista apuntó que las personas deben entender “lo que significan los membretes” y que en el caso del izquierdista Gabriel Boric no significa precisamente una “versión apocalíptica” para la política Latinoamericana.

“(Se decía que) este hombre era un estalinista, un comunista, que esto iba a ser como tener a Cuba ahí (en Chile) y que evidentemente Ortega ganaba un aliado. Dicen que Ortega es de izquierda, es comunista y todo eso. Lo de que Ortega sea de izquierda y sea comunista es un disparate. Ya ven que lo que hay que hacer es observar, no lo que dicen los políticos nada más, sino lo que hacen”, concluyó Larios.

Boric de 36 años, y abanderado del Frente Amplio y el Partido Comunista de Chile, ganó la Presidencia de ese país el pasado 19 de diciembre al obtener el 55,81 % de los votos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.