Internacionales · 20/12/2023

EEUU libera a Alex Saab a cambio de todos los estadounidenses detenidos en Venezuela

El gobierno de Estados Unidos liberó a Alex Saab, un cercano aliado del dictador Nicolás Maduro, como parte de un intercambio de prisioneros que incluye a al menos 10 ciudadanos estadounidenses encarcelados en Venezuela, informaron las agencias Reuters y AP.

Saab, un empresario colombiano que el régimen de Maduro considera un diplomático venezolano, estaba siendo procesado en una corte de Miami, EEUU, por liderar una red internacional de lavado de capitales.

Fue detenido en 2020 en Cabo Verde, tras hacer una escala para repostar combustible, cuando viajaba a Irán como parte de una misión del régimen venezolano. Saab no había sido condenado.

Por su lado, el régimen de Nicolás Maduro liberará a 20 venezolanos detenidos.

El anuncio llega en medio de las negociaciones entre la administración de Estados Unidos y el régimen de Maduro. La liberación de Saab nunca estuvo en los acuerdos anunciados previamente.

En octubre, tras la firma de un acuerdo sobre garantías electorales entre el régimen venezolano y la Plataforma Unitaria de la oposición, Maduro liberó a cinco presos políticos, entre ellos al periodista Roland Carreño.

En consecuencia, el gobierno de EEUU emitió algunas licencias generales que levantan temporalmente, por seis meses, sanciones sobre el sector petrolero, pero advirtió que el incumplimiento de los acuerdos los podría llevar a revertir las medidas.

Desde mediados del año 2022, voceros de la Casa Blanca han indicado que la administración de Joe Biden buscaba vías para negociar la liberación de los estadounidenses detenidos “sin razón” por el régimen de Nicolás Maduro.

El año pasado, el gobierno estadounidense, a cambio de 7 ciudadanos americanos, entre ellos 5 ex ejecutivos de la filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA), Citgo, que estuvieron detenidos en Venezuela desde 2017, liberó a los dos sobrinos de la esposa de Maduro que estaban acusados y detenidos por delitos de narcotráfico.

Hasta el cierre de esta publicación, la Casa Blanca no se había pronunciado.

*VOA