Francisco Larios: “Ortega tiene todo armado para que, aunque haya elección libre, esa elección no permita que el resultado sea otro que el que Ortega determine”

Para el economista y escritor nicaragüense Francisco Larios, no hay que hablar de la vía electoral para sacar del poder a la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo, pues afirma que el proceso electoral hacia el 7 de noviembre está “controlado totalmente por el régimen” para mantenerse en el poder.

“Me niego a hablar de elecciones porque cuando se hace una pantomima, eso no puede llamarse una elección”, declaró en entrevista con La Mesa Redonda. Para el nicaragüense radicado en Estados Unidos, la vía electoral “es una ilusión costosísima, dolorosísima, perversa. Una ilusión que causa más daño a todas las demás alternativas” para sacar a la dictadura del poder.

“Ortega tiene todo armado para que, aunque haya elección libre, esa elección no permita que el resultado sea otro que el que Ortega determine, ni así, ni con esas condiciones de hierro Ortega está dispuesto a hacer la menor concesión”, valoró.

Larios, director de la Revista Abril, insistió que “no hay vía electoral” para sacar a los dictadores, pues “no existe un solo precedente en la historia del mundo, mucho menos en la historia de Latinoamérica en el cual una dictadura con la de las características de Ortega y de Murillo, en un país con la estructura de poder como la de Nicaragua, en las circunstancias personales y legales de los dictadores, haya aceptado que va a ir a un proceso electoral en el cual va a dejar que se cuenten los votos y al final, si tienen menos votos, renunciar a su poder dictatorial; no existe un solo precedente”, explicó.

A su juicio, Nicaragua no sería el “país milagro” donde se saque a una dictadura por la vía electoral. Con esa determinación, augura que otro tipo de lucha va a tener que darse “tarde o temprano”. No obstante, aclaró que no está incitando a una lucha armada.

“Es claro que el pueblo de Nicaragua no quiere la guerra, pero tampoco vengan a decirme que porque el pueblo no quiere la guerra, que eso en sí va a ser razón suficiente para que Daniel Ortega y Rosario Murillo entreguen voluntariamente el poder; es una ilusión”, dijo.

“No nos podemos seguir engañando, a menos que queramos ser Venezuela con ya 19 años de dictadura, Cuba con más de 60 años de dictadura, no porque suene que la vía electoral es una vía pacífica debemos creer que es una vía porque no lo es. A final de cuentas, hay que tener esto muy claro, es de sentido común para la mayoría de los ciudadanos nicaragüenses: Daniel Ortega y Rosario Murillo no van a abandonar el poder voluntariamente, pacíficamente, porque cuenten votos y actuar como si fueran demócratas e irse. El que crea eso –para mí—vive en un mundo de ilusiones”, continuó.

Para el escritor, el pueblo nicaragüense está “entre besar las cadenas y hacer una lucha real” contra los “enemigos” Ortega, Murillo y el FSLN.

“La lucha real involucra no autoengañarse con falsas vías que no llegan a ningún lado, involucra darse cuenta de que el que tenemos en frente no es un adversario, Daniel Ortega, Rosario Murillo, el FSLN no es un adversario, mucho menos un adversario electoral, es un enemigo y con un enemigo como Daniel Ortega y Rosario Murillo no hay posibilidad de empate, mucho menos posibilidad de convivencia”, zanjó.

El economista, subrayó que debe darse una “lucha política” en Nicaragua con el fin de “hacerle ingobernable el país a la tiranía” de Ortega y Murillo.

“Mi preferencia personal es por la lucha política con el fin de hacerle ingobernable el país a la tiranía, y para que se logre hacer una lucha política que haga ingobernable el país a la tiranía hay que hacer un montón de trabajos clandestinos o semi-clandestinos, acompañados de acciones públicas, establecer alianzas lo más amplias posibles, incluso con la mayor parte del sector empresarial de Nicaragua porque cuatro o cinco conglomerados, familias que son los más ricos de la sociedad son culpables de lo que está pasando… y a partir de ahí buscar acciones preferiblemente en el ámbito político y no violento”, manifestó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *