Lesther Alemán y Max Jerez sufren “migrañas constantes por la sed y el hambre a los que la dictadura los somete”, denuncia AUN

Lesther Alemán y Max Jerez recibieron visitas de sus familiares esta semana: Lesther, narra con lágrimas en los ojos las rutinas durante los largos días de encierro. Max, vive el duelo por la pérdida de su madre con mucho dolor.

La Alianza Universitaria Nicaragüense (AUN) informó este jueves que el pasado martes y jueves, los líderes estudiantiles Lesther Alemán y Max Jerez, presos en El Chipote, recibieron visitas de sus familiares, quienes relataron que ambos jóvenes sufren de “migrañas constantes por la sed y el hambre a los que la dictadura los somete”.

Denunciamos que no están recibiendo completos los alimentos y artículos de higiene que les envían sus familias. Los interrogan diariamente. No se les permite reunirse con sus abogados y hasta les prohíben hablar con presos en celdas cercanas”, dijo AUN en un comunicado.

Lesther narra con lágrimas en los ojos las rutinas durante los largos días de encierro. Max, que paso más de un mes en celda de castigo, vive el duelo por la pérdida de su madre con mucho dolor y presentó entumecimiento en sus piernas para lo que recibió tratamiento médico. Les dan migrañas constantes por la sed y el hambre a los que la dictadura los somete”, denunció AUN.

Dolly Mora Ubago, coordinadora de AUN e integrante de la Alianza Cívica, dijo a través de un mensaje de audio que los jóvenes continúan en “condiciones inhumanas” en El Chipote, y que los alimentos que les dan es muy poco y de mala calidad.

Por lo cual, los familiares de Alemán y Jerez demandan que al menos puedan recibirles un tiempo de comida que pueda sustentarlos.

Ubago detalló que a los presos políticos en El Chipote los sacan al sol una o dos veces por semana.

Max comparte celda con Juan Sebastián Chamorro y Pedro Vásquez, conductor de Cristiana Chamorro. Mientras que Lesther está con el abogado Roger Reyes.

Ubago, dijo que los jóvenes enviaron el mensaje de “no desfallecer” y a acompañarlos hoy en la jornada de ayuno y oración por la liberación de Nicaragua y de todos los presos políticos.

Nos cuentan que el 7 de noviembre se escucharon las notas de nuestro himno nacional y consignas de libertad desde el Chipote, y aunque la pérdida de peso los hace ver demacrados sus espíritus se mantienen fuertes”, destacó AUN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.