“No podemos callar”, dice cardenal Brenes al regresar a la catedral

El cardenal Leopoldo Brenes, regresó este domingo a la Catedral Metropolitana de Managua, de la que es arzobispo, tras casi cuatro meses de ausencia, y afirmó que los sacerdotes no pueden “callar”, en un país donde el clero ha sido crítico con el régimen de Daniel Ortega.

Oren por mí, oren por nuestros sacerdotes, para que seamos promotores de este reino (de Jesucristo), y que, como bien decían los apóstoles, ‘no podemos callar lo que hemos visto y lo que hemos oído’”, dijo Brenes, que no había vuelto a la Catedral de Managua desde el 31 de julio pasado, cuando conmemoró un año del “atentado” contra el templo que calcinó una histórica imagen de la Sangre de Cristo, y luego contrajo el COVID-19, reportó EFE.

Desde julio de 2018, Ortega ha acusado al episcopado de haber dirigido en su contra un supuesto golpe de Estado, del que todavía no ha mostrado pruebas, y tras lo cual los templos católicos han sufrido múltiples profanaciones en distintas ciudades de Nicaragua, incluyendo la catedral de Managua en 2020, que la Policía Orteguista clasificó como accidente.

Durante las protestas antigubernamentales de 2018, los párrocos abrieron sus puertas para que los manifestantes escaparan de los ataques armados de policías y civiles, que según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) dejaron al menos 355 muertos.

Ese mismo año la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), entonces presidida por Brenes, sirvió de mediadora en un diálogo entre los manifestantes y el régimen, que fracasó con la ejecución de la denominada “Operación Limpieza” contra los opositores, que dejó decenas de muertos en diversas ciudades, de acuerdo con denuncias de organismos humanitarios.

En 2014, siete años después de que Ortega volviera al poder, la CEN le advirtió de una generalizada inconformidad en Nicaragua contra el régimen sandinista, y lo invitó a replantear su estilo de mando, recomendación que el presidente ignoró.

Por eso mi exhortación, que no nos cansemos, aún en medio de oscuridades y en medio de tensiones, de anunciar este reino, un reino fuera de serie, el reino de Jesucristo, que tiene su base en el corazón y que dé fruto”, subrayó el cardenal en su mensaje dominical.

Brenes dejó de ser presidente del Episcopado, porque para “un tercer periodo no hay reelección en la CEN”, explicó el mismo cardenal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *