Ortega renovará intercambio con tropas rusas para 2023

El dictador Daniel Ortega envió ayer miércoles a la Asamblea Nacional una iniciativa para ratificar el ingreso al territorio nacional de “naves y personal militar extranjero con fines de intercambio y asistencia humanitaria”.

El decreto que podría ser renovado este viernes, prorroga, entre otras cosas, el ingreso de personal y armamento de las Fuerzas Armadas de Rusia, que se encuentra en guerra con Ucrania tras invadir ese país en febrero.

Las tropas rusas estarían autorizadas para ingresar a Nicaragua del 1 de enero al 30 de junio de 2023 y participarían presuntamente “en adiestramiento e intercambio en operaciones de ayuda humanitaria”.

Las fuerzas armadas nicaragüenses también estarían autorizadas a viajar a esos países y realizar ejercicios humanitarios similares.

El régimen de Ortega realiza anualmente acuerdos de cooperación de este tipo, que también incluye a otros países, sin embargo analistas indican que aunque es una práctica común, en el caso de las tropas rusas, no es oportuno en el contexto actual, marcado por la invasión de Rusia a Ucrania.

Rusia quiere proyectar amenazas en la región como un contrapeso a todo lo que está pasando con Ucrania y, en este aspecto, los varios hechos concretos”, dijo a la VOA Evan Illis, experto en seguridad y docente en el Colegio de Guerra del Ejército de Estados Unidos.

Según Illis, esto muestra la disponibilidad de Ortega “de servir como anfitrión de ese tipo de amenazas y, entre otras cosa, también debemos reconocer que Nicaragua, aunque un poco menos que Venezuela, ha sido uno de los compradores y socios clave para el material bélico ruso en América Latina”.

Nicaragua un aliado de Rusia en la región

Ortega ha comprado unos 50 tanques T-72 a Rusia y también varios vehículos blindados, y aviones de transporte militar, de igual forma se estableció en Managua la llamada estación terrestre del Sistema Global de Navegación por Satélite (Glonass, acrónimo en ruso).

El Kremlin también ha ofrecido redoblar su apoyo a Nicaragua, según dijo a inicios de año el viceprimer ministro ruso, Yuri Borisov.

En varios aspectos, Nicaragua ha sido uno de los pocos aliados clave para ser anfitrión de cualquier tipo de amenaza que Rusia quizá podría querer proyectar en la región en algún momento como parte de su lucha contra los Estados Unidos y occidente”, agrega Illis al respecto.

Ortega por su parte se ha declarado como un aliado de Putin en la región y ha dicho que la invasión de Rusia a Ucrania tiene como fin “buscar la paz en el mundo”.

EEUU ha tomado medidas al respecto

Estados Unidos ha tomado medidas como consecuencia del apoyo de Ortega a Rusia por su postura a favor de la invasión a Ucrania.

En octubre de este año, el presidente Joe Biden anunció una enmienda a la Orden Ejecutiva 13851, la cual establece que Nicaragua representa una amenaza para su seguridad nacional. La enmienda amplía las facultades de sanciones al régimen, lo que incluye medidas relacionadas específicamente con el comercio.

De hecho dicha orden ejecutiva fue prorrogada este jueves por la administración demócrata.

Washington alegó que entre otras cosas, esto se debió a que Nicaragua incrementó su cooperación en seguridad con Rusia.

*Con VOA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.