Piden a la OEA suspender a Nicaragua de ese organismo ante vencimiento de plazo pedido por Almagro


Al menos 31 organizaciones de la sociedad civil nicaraguense dentro y fuera del país, demandaron este lunes al Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) «actuar urgentemente conforme el artículo 21 y los principios consagrados en la Carta de la OEA y la Carta Democrática Interamericana» con Nicaragua, tras el «vencimiento del plazo de las gestiones para conseguir la anuencia de la dictadura de Ortega para recibir una misión de alto nivel».

El artículo 21 de la Carta Democrática establece que la OEA puede tomar «la decisión de suspender» a un Estado miembro «del ejercicio de su derecho de participación» si las gestiones diplomáticas realizadas bajo del artículo 20 no producen resultados adecuados.

«Emplazamos al Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos para que de una vez por todas reconozca, denuncie y actúe ante el rechazo de Ortega-Murillo a todos los intentos de la OEA en pro de la protección de los derechos humanos y del sistema democrático. Han transcurrido 2 meses y 4 días desde que la Asamblea General declaró ilegítimas las elecciones del 7 de noviembre. A pesar de que dos veces se ha vencido el plazo, el Sr. Secretario General guarda silencio sobre sus gestiones para obtener anuencia de la dictadura a la visita de una misión de alto nivel, cuya finalidad sería lograr lo que reiteradamente ha rechazado la pareja que hoy usurpa la presidencia a pesar de su ilegitimidad«, reza la carta pública dirigida al Consejo Permanente y a los representantes de Estados miembros de dicho organismo regional.

El Consejo Permanente de la OEA, que reúne a los 34 miembros activos del bloque, concluyó el 8 de diciembre que Nicaragua no respeta la Carta Democrática Interamericana, el documento regional de defensa de la institucionalidad, e instó al régimen de Daniel Ortega a aceptar una misión de buenos oficios para «restablecer» el cumplimiento de sus compromisos.

Luis Almagro, a quien se le encomendó el diálogo con Ortega, tenía hasta el 17 de diciembre para informar sobre sus labores diplomáticas, pero ese día envió una carta al Consejo Permanente solicitando extender el plazo «hasta mediados del mes de enero».

Al respecto, Gonzalo Koncke, jefe de gabinete de Almagro dijo el miércoles pasado que «el secretario general acudirá al Consejo Permanente cuando tenga resultados para comentar«.

Las organizaciones firmantes exigieron: «Basta de declaraciones y exhortaciones. Basta de gestiones inútiles. Basta, señores embajadores, de contemporizar con esta dinastía familiar y con un binomio ilegítimo señalado por crímenes de lesa humanidad. Los Estados suscriptores tienen el imperativo ético de actuar urgentemente conforme el artículo 21 y los principios consagrados en la Carta de la OEA y la Carta Democrática Interamericana«.

«Hoy Nicaragua no tiene gobierno. No hay Poder Ejecutivo ni Poder Legislativo porque sus personeros son producto de elecciones ilegítimas. Así las calificó la OEA y así también las considera el pueblo de Nicaragua que en más del 80 por ciento se negó a participar en el fraude electoral del 7 de noviembre«, zanjaron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.