¿Por qué la ley Renacer es clave para Nicaragua?

El senador Bob Menéndez, demócrata por Nueva Jersey y presidente del Comisión de Relaciones Exteriores del Senado de Estados Unidos, dijo a la Voz de América que la importancia de la nueva Ley de Reforzamiento de la Adherencia de Nicaragua a las Condiciones para la Reforma Electoral es que se suma a la existente Nica Act y a un decreto del presidente Joe Biden.

“El Congreso es una rama del gobierno separada y coigualitaria”, señaló el senador cubanoamericano.

El decreto de Biden califica al régimen orteguista de Nicaragua como una amenaza a la Seguridad Nacional de Estados Unidos, pero la nueva ley aprobada por el Senado el viernes y conocida como Ley Renacer, expande las acciones de Washington para presionar a Daniel Ortega a celebrar elecciones libres y justas en Nicaragua.

Menéndez, quien representa a Nueva Jersey, fue uno de los promotores de la iniciativa Renacer en el Senado, junto al senador republicano Marco Rubio, de Florida.

“Expande la supervisión de los préstamos de las instituciones financieras internacionales a Nicaragua y reafirma la exención legal existente para proyectos humanitarios”, dijo Menéndez.

El senador agregó que, además, “alinea la diplomacia estadounidense y las sanciones selectivas para promover elecciones democráticas, incluyendo una revisión de ciertos nicaragüenses que han desmantelado la posibilidad de tener elecciones libres, justas y transparentes”.

“Insta a la administración Biden a examinar la participación continua de Nicaragua en el Tratado de Libre Comercio con Centroamérica (CAFTA)”, lo que implica una presión financiera a las actividades comerciales nicaragüenses.

También agrega a Nicaragua a la lista de países centroamericanos sujetos a restricciones de visas a Estados Unidos relacionadas con la corrupción.

El paquete se complementa con un requisito de coordinación de sanciones a funcionarios de Nicaragua con los gobiernos de Canadá y la Unión Europea, dijo Menéndez.

“Requiere informes clasificados sobre la corrupción del gobierno de Ortega y su familia, al igual que las actividades rusas en Nicaragua, nuevos informes sobre las ventas militares rusas a Nicaragua y una revisión de posibles acciones que puedan ser sancionables bajo la Ley de Contrarrestar a los Adversarios de Estados Unidos a través de Sanciones (CAATSA)”, añadió el senador.

Por último, la iniciativa busca que se preparen informes sobre los abusos de los Derechos Humanos cometidos por las fuerzas de seguridad nicaragüenses en comunidades rurales e indígenas.

A una pregunta de la VOA acerca de su opinión sobre si Estados Unidos debe reconocer el resultado de las votaciones de noviembre en Nicaragua, Menéndez dijo, extraoficialmente, que eso habría que preguntarlo a la administración y al Departamento de Estado.

*Con VOA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *