Régimen critica a EEUU en reunión virtual con OEA y pide que le levanten sanciones

Este viernes se realizó una reunión virtual del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), para analizar “la situación de la pandemia de COVID-19 en el Hemisferio y los retos que el panorama financiero y económico imponen a los sistemas democráticos de las Américas”.

En dicho encuentro virtual participó el representante del régimen orteguista, Luis Alvarado, que siguiendo las órdenes del dictador, arremetió contra el gobierno de Estados Unidos y otras potencias, al mismo tiempo que le pidió levantar las sanciones aplicadas a funcionarios e instituciones del orteguismo.

Reunión virtual OEA

Alvarado, al igual que lo hizo Daniel Ortega el pasado 15 de abril en su “reaparición”, criticó el sistema de salud de Estados Unidos, acusándolo de atender “solamente a las personas adineradas” en la pandemia del coronavirus y de carecer de instrumentos médicos. Y según el régimen, en Nicaragua se atienden a todos los nicaragüenses y el sistema de salud “está en mejores de condiciones de hacerle frente a esta pandemia”.

“La actual pandemia del COVID-19, ha dejado al descubierto que en los países altamente desarrollados los sistemas de salud, no fueron diseñados para atender a la población empobrecida, para atender a los trabajadores sino que fue diseñada para atender solamente a las personas adineradas con capacidad de pago y de cobertura de los onerosos gastos de salud de estas instituciones. Eso explica que ante esta pandemia estos países hermanos se encuentren carentes de suficientes instrumentos y suministros médicos, faltan camas, máquinas respiradoras y capacidad instalada para atender a la población. Esta pandemia, ha sacado a relucir las fortalezas y las falencias que en el campo de la salud afrontamos los Estados Miembros de la Organización y muchos otros países del mundo, y ha demostrado que sistema de salud está en mejores de condiciones de hacerle frente a esta pandemia. En lo que respecta al sistema de salud nicaragüense, a este sistema asisten los pobres, los trabajadores, los pueblos indígenas y afrodescendientes quienes gozan de una cobertura gratuita a nivel nacional”, declaró el embajador orteguista.

Lo que el régimen Ortega-Murillo presumió hoy a la OEA, contrasta con lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha dicho del sistema de salud nicaragüense: “deficiente”.

Ortega ruega que le levanten sanciones

Luego de criticar a Estados Unidos, el régimen orteguista clamó para que le levanten las sanciones a los 15 funcionarios orteguistas e instituciones vinculadas al orteguismo, que Washington a acusado como violadores de derechos humanos, corruptos y lavaderos de dinero.

“Aún resuenan la voces de los pueblos como el nicaragüense y naciones del mundo que demandan que se ponga fin a las políticas unilaterales ilegales llamadas sanciones, que se condone la deuda a los países pobres y cese el bloqueo económico y financiero que se sigue manteniendo en contra diversas naciones del planeta, en contravención de los principios del Derecho Internacional y de los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas, cuya transgresión pone en peligro la paz y la seguridad internacionales”, rogó Alvarado.

Olvidando que en Nicaragua, la población sigue bajo represión, acoso, amenazas de muerte y continúan las violaciones a los derechos humanos, Alvarado agregó que “estos son tiempos de cambios profundos hacia la hermandad, la solidaridad y la paz entre los pueblos y naciones del mundo, es el llamado de la naturaleza, es el llamado de Dios a la humanidad a un cambio en el corazón”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.