UNAB pide a empresas privadas “suspender toda actividad no indispensable”

La Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB) hizo este martes un llamado a las grandes empresas del sector privado a “suspender toda actividad no indispensable” para evitar la propagación de la pandemia del coronavirus en Nicaragua.

En un comunicado, la UNAB demandó que tanto el Estado como la empresa privada que protejan a los trabajadores en la nueva “etapa crítica del contagio comunitario” del COVID-19 y del colapso del sistema de salud en el país.

La organización opositora señaló que los trabajadores están siendo criminalmente expuestos al contagio del coronavirus, por ello llamó a las grandes empresas a duplicar sus esfuerzos para proteger el empleo y los derechos laborales.

Además de suspender toda actividad no indispensable, la UNAB también pidió reforzar las opciones de teletrabajo y de jornadas escalonadas, aplicar cuarentena de 14 días estrictos y de manera remunerada en caso de sospechas de contagio o contagios confirmados.

Asimismo, evitar despidos, suspensión temporal, reducción de salarios, asunción de la cuarentena a cuenta de vacaciones. “Desde la banca privada, aplicar moratoria a préstamos de las pequeñas empresas y trabajadores por cuenta propia”, reza el documento.

A las empresas de salud privadas, poner a disposición de servicios de salud a precios accesibles e invertir en reactivos para la detección del COVID-19. A los negocios de venta y distribución de alimentos y medicinas, redoblar esfuerzos para evitar acaparamiento y especulación con los precios.

La UNAB, subraya que en el caso de las empresas que inevitablemente deban seguir operando, ampliar medidas que aseguren la salud y el bienestar en el trabajo. Por último, crear bancos sociales o re-orientar fondos de responsabilidad social empresarial para poner a disposición de los trabajadores y sus familias materiales, servicios e instalaciones para la atención integral de la emergencia sanitaria.

Demandas al Estado:

Suspender inmediatamente toda actividad masiva, extremar medidas de protección a los trabajadores del sector salud, implementar medidas de alivio financiero a PYMES y trabajadores por cuenta propia, aplicar masivamente medidas de apoyo y protección a trabajadores del sector informal, aplicar un bono de compensación a los trabajadores que queden en el desempleo mientras dure el periodo de la emergencia, disponer y aplicar test para la detección del COVID-19 de manera masiva en centros de trabajo formal e informal, detalló la Unidad.

Este martes la OPS auguró un “fuerte aumento” de contagios de COVID-19 en Nicaragua, donde ya se está dando una transmisión comunitaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *