La izquierdista Xiomara Castro reivindica su triunfo como primera presidenta de Honduras

La izquierdista Xiomara Castro reivindicó el triunfo en las elecciones presidenciales de Honduras y, con una ventaja de casi 20 puntos este lunes tras el escrutinio de más de la mitad de los votos, afianza su camino para convertirse en la primera mujer que gobernará su país.

Castro, del partido Libertad y Refundación (Libre), obtiene el 53,61% de los votos, seguida de lejos por Nasry Asfura, el postulante del oficialista Partido Nacional (derecha) con 33,87%, según las últimas cifras del Consejo Nacional Electoral (CNE), cuando se han contado un 51,45% de los sufragios.

En tercer lugar se ubica el aspirante del Partido Liberal, Yani Rosenthal, con 9,21%.

“Buenas noches, ganamos”, dijo Castro, de 62 años, la noche del domingo frente a sus simpatizantes, y prometió un “gobierno de reconciliación”.

La candidata es esposa del expresidente Manuel Zelaya (2006-2009), derrocado por una alianza cívico-militar de derecha debido a su acercamiento con la Venezuela de Hugo Chávez.

“Tiendo la mano a mis opositores porque no tengo enemigos, llamaré a un diálogo (…) con todos los sectores” de Honduras, aseguró Castro.

Libre se alió con varios partidos para enfrentar al oficialismo, lo que le está permitiendo ganar hasta el momento las alcaldías de la capital, Tegucigalpa, y San Pedro Sula, las dos mayores ciudades del país.

De consolidarse el triunfo, Xiomara Castro pondrá fin a una hegemonía de 12 años del Partido Nacional y reemplazará al derechista Juan Orlando Hernández, quien termina su mandato en medio de señalamientos de narcotráfico en Estados Unidos.

De confirmar su triunfo, Castro deberá asumir un país golpeado por la violencia de las pandillas, el narcotráfico y dos feroces huracanes que en 2020 arrasaron esta nación donde el 59% de sus 10 millones de habitantes vive en la pobreza.

*Con AFP

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.