Unión Europea dio un nuevo paso para imponer sanciones a Rusia

Los cancilleres de la Unión Europea (UE) abrieron este lunes la puerta a la adopción de sanciones contra funcionarios de Rusia por el envenenamiento del líder opositor Alexéi Navalny con utilización del agente neurotóxico Novichok.

Durante una reunión en Luxemburgo, los ministros europeos de Relaciones Exteriores alcanzaron un acuerdo político preliminar para aplicar esas sanciones, a instancias de Francia y Alemania, que impulsaron la medida.

Desde la semana pasada París y Berlín habían aumentado públicamente las presiones, sobre todo a través de la divulgación de una nota conjunta en la que criticaron la ausencia de “explicaciones creíbles” por parte de Rusia sobre lo ocurrido con el líder opositor.

Firme crítico del gobierno de Vladimir Putin, Navalny, de 44 años, cayó gravemente enfermo el 20 de agosto mientras viajaba en un avión en Siberia, cuando hacía campaña en favor de los opositores para las elecciones locales y regionales.

Tras haber sido tratado unos días en un hospital siberiano, fue trasladado a un centro especializado en Berlín y continúa su convalecencia en la capital alemana.

El opositor ruso acusó directamente a Putin de estar detrás de su envenenamiento, acusación rechazada por Moscú, que la considera “inaceptable”.

El Alto Representante de la UE para las Relaciones Exteriores, el diplomático español Josep Borrell, dijo este lunes que ahora comenzarán los trabajos técnicos apoyados en evidencias a ser proporcionadas por Francia y Alemania para preparar las sanciones.

Borrell, sin embargo, evitó especular cuantos funcionarios rusos serían sancionados. Toda y cualquier adopción de sanciones por parte de la UE requiere el apoyo unánime de sus 27 países miembros.

Este lunes el ministro alemán de Relaciones Exteriores, Heiko Mass, saludó la decisión de sus homólogos de alcanzar un acuerdo con relación a estas sanciones.

“Creo que es de suma importancia, a la luz de un crimen tan serio -una violación de la legislación internacional y de la convención de armas químicas- que la UE envíe una señal de unidad, y esto es lo que ha ocurrido en la jornada”, celebró.

Navalny, por su parte, había pedido a los líderes europeos la semana pasada que diera un paso más y prohibiera la estancia en el territorio de “de oligarcas y funcionarios importantes” cercanos a Putin, así como el congelamiento de sus fondos.

“Las sanciones contra todo el país no funcionan. Lo más importante es prohibir la estancia de aquellos que se benefician del régimen y congelar sus fondos. Los oligarcas y los funcionarios importantes, el círculo más cercano de Putin”, dijo en una entrevista con el diario alemán Bild.

El opositor consideró que esta élite “asesina a la gente porque quieren seguir en el poder”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.