Católicos nicaragüenses se desbordaron para cantarle a la virgen María

Miles de nicaragüenses se desbordaron este miércoles por las calles de la ciudad colonial de León para celebrar la tradicional “Gritería”, una fiesta religiosa popular en honor a la Inmaculada Concepción de María.

La “Gritería”, una de las tradiciones más populares de Nicaragua y que cada 7 de diciembre se conmemora, se dio por iniciada en el altar mayor de la Real e Insigne Basílica Catedral de la ciudad de León, a 90 kilómetros al noroeste de Managua, con el tradicional grito de “¿Quién causa tanta alegría?”, a lo que los feligreses respondieron “La Concepción de María”.

Luego de ese grito, la explosión de cohetes, el baile de muñecas gigantes y los toques de la marimba con música filarmónica dio un ambiente de alegría, jolgorio y colorido, que atrae a turistas nacionales y extranjeros que se desplegaron por toda la ciudad colonial a cantarle a la virgen.

El grito estuvo a cargo del obispo de la diócesis de León y Chinandega, Socrates René Sándigo, quien animó a los fieles a que recorrieran las calles de León a visitar los altares que en honor a la virgen María instalan las familias católicas.

La inauguración contó con una multitud que fotografiaba el acontecimiento en los que se incluyó bailes, fuegos pirotécnicos y luces.

La “Gritería” consiste en que los fieles recorren en grupos las calles de León, y se detienen ante cada altar de la virgen que encuentran a su paso para entonar cantos, rezos, y gritar “¿Quién causa tanta alegría?”, y responder “La Concepción de María”.

A cambio de rezar y cantar, los feligreses, que en su mayoría peregrinan en familias, reciben dulces, frutas, trozos de caña de azúcar, el popular nacatamal y en algunos casos pequeñas bolsas con arroz, fríjoles, azúcar y otros tipo de regalos en medio de la quema de abundante pólvora.

Los protagonistas de las romerías, en algunos casos, van dotados de novenarios para cantar a la virgen, incluso a veces amenizados por bandas filarmónicas, y también llevan bolsas para llenarlas con los obsequios que reciben.

La “Gritería”, una fiesta religiosa y folclórica que se celebra en los 153 municipios de Nicaragua y en los lugares donde la diáspora nicaragüense es importante, como Costa Rica y Estados Unidos, nació el 7 de diciembre de 1857, recién finalizada la Guerra Nacional, cuando fueron expulsados los filibusteros estadounidenses.

*Con EFE

Fotos cortesía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.