Exmagistrado Rafael Solís critica propuesta de reforma electoral de Ortega

El exmagistrado sandinista de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) Rafael Solís calificó de “dura” la propuesta de reforma electoral que presentó el régimen de Daniel Ortega la semana pasada ante la Asamblea Nacional, de cara a las elecciones generales del 7 de noviembre.

Para Solís no hay posibilidad que los actuales aspirantes a la Presidencia participen en los comicios de noviembre por el endurecimiento de la Ley Electoral en torno a los opositores.

Al respecto sostuvo que deben derogarse las leyes orteguistas que inhiben la participación de los opositores y que haya observación nacional e internacional.

“No creo que vayan haber cambios sustanciales”, afirmó Solís.

En el tema específico de la elección de los magistrados en el Consejo Supremo Electoral (CSE), opinó que pueden quedar cinco orteguistas y dos de oposición.

No obstante, cree que la iniciativa de Ley bipartidista RENACER de Estados Unidos, puede hacer “cambiar de criterio” a Ortega y que este acceda a “negociar” las reformas electorales.

En enero de 2019, Solís renunció a su cargo dentro del Poder Judicial y a todos los cargos políticos incluida su militancia en el FSLN, argumentó su decisión al manejo que Ortega y Murillo han hecho de la crisis política de Nicaragua.

En conversación con periodistas en Costa Rica, el exmagistrado indicó que es muy difícil determinar el incremento de poder de Rosario Murillo en relación con el de Daniel Ortega.

Solís asegura que no se considera un traidor “ni a la patria ni al partido” FSLN.

Comentó que mientras estuvo en su cargo en el Poder Judicial donde afirma él era el operador político, tuvo acceso a una gran cantidad de dictamines de medicina legal de los jóvenes asesinados por francotiradores, y apuntó que lo que más le impactó fue los lugares en los cuales los fallecidos recibieron balas. “Hubo una dirección de asesinar a los muchachos”, expresó.

Dijo que antes de renunciar le envió cinco propuestas de negociación para salir de la crisis que incluían la creación de una asamblea constituyente, la posibilidad de un plebiscito, la reforma parcial a la Constitución, el adelanto de elecciones y la creación de una nueva Constitución.

“Todas eran que los mantenían a ellos en el poder y con una gran cuota de poder (…) El gran problema es que no hubo respuesta”, subrayó.

Sobre los juicios políticos que se les realizan a los opositores, Solís aclaró que el Poder Judicial actúa bajo las órdenes de Daniel Ortega y Rosario Murillo, la orden era condenar a los manifestantes. “Cuando son decisiones políticas, al Poder Judicial no le queda más porque son decisiones políticas”, aseveró.

“Me pidieron que me metiera más en esos casos para garantizar que fueran condenados”, añadió.

CASO DE 100% NOTICIAS

Solís aseguró que en el caso del allanamiento al Canal 100% Noticias, fue una orden “de arriba” y que a él lo informaron sobre el operativo casi de forma simultánea en la que ya se estaba llevando a cabo.

El exmagistrado le expresó a la periodista Lucía Pineda que si hubiera tenido la oportunidad de darle aviso sobre el operativo policial lo hubiera hecho, pero que “ya no había nada qué hacer, esa decisión se tomó de una manera muy cerrada y no se hizo conocimiento de las autoridades civiles”.

“Ese operativo vino de los más altos niveles, no hubo razón que la Policía tomara una decisión de esa naturaleza”, señaló.

Solís expresó que le gustaría que hubiera un tercer y último diálogo nacional en el cual se acordaran elecciones “limpias y transparentes”. Sin embargo, reconoció que al día de hoy siente que el régimen “está duro y no va ceder en eso”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.