María Laura Alvarado renuncia al Consejo Político de la UNAB

La dirigente opositora María Laura Alvarado, miembro de la Plataforma Nacional Juvenil, anunció su renuncia al Consejo Político de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB), cargo en la que había sido electa en marzo pasado para el periodo 2022-2024.

Estimada Asamblea Ciudadana: Me dirijo a ustedes para presentarles formalmente mi renuncia al Consejo Político de la Unidad Nacional Azul y Blanco. Quiero primero agradecerles el apoyo que he recibido por parte de ustedes en estos 2 años dentro del Consejo Político, sobre todo por haberme permitido ser parte de un equipo que lideró la estructura en los momentos más complicados del 2021”, reza la carta de renuncia de la joven exiliada, firmada el 27 de diciembre.

Renuncia de María Laura Alvarado

RAZONES DE SU RENUNCIA

Alvarado explicó que su decisión de renunciar al Consejo Político “ha sido meditada profundamente y se da después de buscar infructuosamente soluciones para las situaciones que hoy me hacen tomar esta decisión”.

Sostuvo que desde la elección del Consejo Político este año “se arrancó de una manera turbulenta y desde el inicio hasta la fecha algunos de los miembros pretendieron centralizar la información, desestimando sugerencias y propuestas, no dando la importancia que se debía al fortalecimiento de los equipos para ejecutar tareas vitales dentro de la Unidad Nacional”.

La joven aseguró que actualmente el Consejo Político de la UNAB “es un cuerpo centralizado donde solo unos cuantos tienen acceso a la información que todo el CP debería manejar, un último ejemplo de eso fue mi constante solicitud de trabajar en el documento de estrategia, porque pertenecía al equipo de construcción, y se me negó de distintas maneras”.

Añadió que en el Consejo Político de la UNAB prima “el centralismo y la subestimación de unos miembros hacia otros, ya sea por temas de edad o por diferencias naturales y de estilo que nunca se lograron superar”.

María Laura expresó que espera que el Consejo Político logre mantener las relaciones con organizaciones en el exilio que ella colaboró para establecer alianzas estratégicas para la UNAB y que no prime, una vez más, “el pensamiento autocomplaciente de unirnos solo con quienes sean afines a la Unidad Nacional, porque nuestra lucha es mucho más grande que esta y cualquier organización”.

Finalmente, Alvarado espera que el Consejo Político “logre encausar los pendientes que se arrastran y convierta a la UNAB en la estructura donde una parte de la ciudadanía deposite su confianza, otra vez”.

OTRAS RENUNCIAS

Este año, la UNAB se fue desgranando poco a poco en el marco del encarcelamiento de sus principales líderes.

De la UNAB se fueron: Walter Enrique Orozco Martínez, Roberto D’Andrea, ambos miembros del Consejo Político.

También se retiró el Partido Acción Ciudadana (PAC) de Moisés Hassam, y un grupo de organizaciones juveniles y estudiantiles que acusaron a la organización de “adultista”.

Entre las organizaciones juveniles que renunciaron a la UNAB, están la Fuerza Estudiantil Nicaragüense (FENI), el Movimiento Cívico 19 de Abril, Unidad Juvenil y Estudiantil (UJE), Movimiento de Integración Estudiantil Nicaragüense, Movimiento Estudiantil de Apoyo a la Democracia y la Asociación Juvenil Indígena de la Moskitia (AJIM), entre otras.

LOS AÚN QUEDAN EN EL CP DE LA UNAB

El Consejo Político de la UNAB, que estaba conformado por tres mujeres y siete hombres.

Quienes aún quedan son: Ana Quirós, César Emilio Gómez Cabrera, Héctor Mairena, Juan Diego Barberena, Lamberto Chow Padilla y Marlon Enrique Caldera Balladares.

Cabe señalar que todos ellos se encuentran exiliados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.