Orteguista lanza campaña para cambiarle nombre al Estadio Nacional Dennis Martínez

El concejal orteguista Moisés Absalón Pastora arremetió contra el exjugador de grandes ligas Dennis Martínez, a quien llamó “mal agradecido” y, “vende patria” por oficializarse como opositor al régimen de Daniel Ortega, y lanzó una campaña para cambiarle el nombre al Estadio Nacional que lleva el nombre del big leaguer.

Según el operador político del orteguismo, los aficionados al beisbol “gritan” con clamor que se le cambie el nombre al estadio, por el hecho de que Martínez condenó el uso del mismo como un cuartel de la Policía y paramilitares de Daniel Ortega, y luego que el 11 de febrero lanzara la plataforma “Conexión Nica-USA” del cual es presidente honorario.

“Es fácil comprender la grita, el clamor de la gente, en este caso de los aficionados al béisbol, demandar con más frecuencia y con más fuerza que ese bello y nuevo estadio del juego perfecto, que es nuestro nuevo coloso nacional, ya no se llame como se llama, que se quite el nombre de ese mal agradecido, de ese vende patria que anda pidiendo sanciones y agresiones contra Nicaragua y que se le ponga cualquier otro, porque para eso hay muchísimas propuestas”, dice un artículo de opinión de Pastora publicado en sus redes sociales y medios oficialistas.

>> Rosario Murillo culpa a empresarios de la crisis en Nicaragua y exige no olvidar

Desde que Dennis Martínez condenó la represión contra el pueblo nicaragüense, la dictadura Ortega-Murillo y sus medios de comunicación evitan referirse al campo deportivo con su nombre, en cambio lo llaman “Estadio Nacional de Nicaragua” a secas, o “La casa del juego perfecto”.

En la nota de opinión del orteguista además arremete contra varios miembros de la Coalición Nacional como Juan Sebastián Chamorro, Michael Healy, José Pallais, Lesther Alemán y Violeta Granera.

“Esta gente es insoportablemente tóxica, son la irresponsabilidad personificada. Son destructores profesionales y conspiradores conspicuos contra la paz”, escribió Pastora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *